A veces cuando deseas un milagro, obtienes dos!!!

TU TESTIMONIO

Autor: Karla Navarrete

Sometimes, when you wish for a miracle, you get two! A veces, cuando deseas un milagro, obtienes dos! Si! Soy mamá de mellizos. Es una experiencia única. Cuando el Doctor me dijo que estaba casi seguro de que serían dos estaba tan feliz tan feliz, que mi alegría no me cabía en el cuerpo, gracias a Dios mis dos milagritos no me dieron ningún problema durante el embarazo solo que crecieron y crecieron y al final ya la piel no daba mas. Llegué a la semana 39! me practicaron una cesárea y ahí estaban mis dos amores llenos de vida y llenaron mi vida de las emociones mas fuertes. Siempre pensé: como iba a hacer cuando los dos lloren al mismo tiempo, o cambiarlos, o alimentarlos? Uno planea tantas cosas que al final todo sale por instinto, y poco a poco vas teniendo experiencia y no te das ni cuenta. Nunca me olvidaré que uno de los días en que estuve con ellos en el hospital después de su nacimiento en un momento me quedé sola.

Todo el mundo se fue, después de que mi habitación había estado llena de visitas, pocos minutos antes, ese fue el momento de la primera prueba, los niños como por arte de magia empezaron a llorar, como si ellos ya sabían que tenían que probar a mamá para saber que hacía.

Me tuve que parar e ir hacia las cunas y con el dolor de mi cesárea (era la segunda vez que me paraba) agarrar a uno por uno y traerlo hacia mi cama, no me funcionó pero ya por lo menos los tenía cerca. Creo que alcancé a medio pensar que lo que se venía no iba a ser fácil ni para mi ni mi esposo. Ya en la casa todo fue cuestión de paciencia, orden, sacrificio y mucho mucho amor. Fila de biberones, cajas de pañales, cantidad de leches, cesta llena de ropa, solo salir una tarde indicaba que la cajuela del carro se llenaba de lo más esencial para ellos, todo por partida doble. Como mamá de mellizos creo que una de las primeras virtudes que aprenden tus hijos es a tener paciencia, uno de ellos siempre tiene que esperar a que mamá o papá termine con uno para darle o hacerle algo y decirle al otro “espere un ratito” “you have to wait”, es chistoso pero los niños son diferentes a cuando una mamá solo tiene un bebé, ya que con uno la atención se concentra sólo en el, que al tener dos al mismo tiempo. Ellos tienen que aprender a “esperar”,pero también son cuatro manos las que te abrazan al mismo tiempo, reparto besos al mismo tiempo, dos que aprenden a caminar al mismo tiempo, se tienen siempre compañía por que se tienen el uno al otro desde que compartían la barriga de mamita, y la emoción mas grande cuando aprendieron a decir mamá al mismo tiempo. Definitivamente mi vida cambió después del parto, con mi esposo nos organizamos con horarios que a partir de los 3 meses pudieron ser cumplidos, y creo que es lo mejor que pudimos hacer con ellos, por que sino estuviéramos medios locos. Es más, con él siempre decimos si con dos ha sido fácil, cómo hubiera sido la experiencia si fuera solo con uno.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s